Los placeres y los días

Es un grito y nadie puede oirlo, solo tú…

Posts Tagged ‘Traición’

El eterno retorno

Posted by rayuelo en 26 febrero 2010

Insoportable… Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

Posted in Ciencia, Filosofía, Novela, Psicología, Religión | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Leave a Comment »

Triángulos

Posted by rayuelo en 23 abril 2009

Tras la “quijotada”, una “rayuelada”. El desorden aparente (desorden al fin y al cabo) de “Rayuela” hace que nos encontremos capítulos de repente que nos trastocan la manera lógica que tenemos de leer una novela: queremos fluidez, queremos entender, queremos misterio a la vez y sobre todo queremos que todo tenga un fin. Oliveira amaba a La Maga más que nada en el mundo pero busca refugio (por miedo, por deseo simple, por orgullo, por hijoputa) en Pola, una amante que intenta hacer a imagen y semejanza de “su” uruguaya; a la que no sabe como consolar por un acontecimiento ocurrido capítulos atrás… Y que otro día saldrá a la palestra.

Mientras tanto el Capítulo 103 enterito: Lee el resto de esta entrada »

Posted in Ciencia, Lenguaje, Novela, Psicología | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 1 Comment »

Dublineses

Posted by rayuelo en 10 marzo 2009

No hace demasiado (no creo que haga falta recordarlo) que vi con muchos reparos la adaptación cinematográfica de “Dublineses (Los muertos)” (1987). He de reconocer que me gustó bastante y que luego, leyendo sobre John Huston (el director), descubrí que fue su última película, su testamento, y que la rodó en silla de ruedas y con respiración asistida cada cierto tiempo. Yo diría que cada ciertas escenas.

No debe ser fácil versionar al cine a James Joyce, que es el autor del relato, Lee el resto de esta entrada »

Posted in Cine, Cuento, Novela, Psicología | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 14 Comments »

Y si te increpo, te ríes…

Posted by María en 13 febrero 2009

CONTRA JAIME GIL DE BIEDMA
De qué sirve, quisiera yo saber, cambiar de piso,
dejar atrás un sótano más negro
que mi reputación -y ya es decir-,
poner visillos blancos
y tomar criada,
renunciar a la vida de bohemio,
si vienes luego , pelmazo,
embarazoso huésped, memo vestido con mis trajes,
zángano de colmena, inútil, cacaseno,
con tus manos lavadas,
a comer en mi plato y a ensuciar la casa?
Te acompañan las barras de los bares
últimos de la noche, los chulos, las floristas,
las calles muertas de la madrugada
y los ascensores de luz amarilla
cuando llegas, borracho,
y te paras a verte en el espejo
la cara destruida,
con ojos todavía violentos
que no quieres cerrar. Y si te increpo,
te ríes, me recuerdas el pasado
y dices que envejezco.
Podría recordarte que ya no tienes gracia.
Que tu estilo casual y que tu desenfado
resultan truculentos
cuando se tienen más de treinta años,
y que tu encantadora
sonrisa de muchacho soñoliento
-seguro de gustar- es un resto penoso,
un intento patético.
Mientras que tú me miras con tus ojos
de verdadero huérfano, y me lloras
y me prometes ya no hacerlo.
Si no fueses tan puta!
Y si yo supiese, hace ya tiempo,
que eres fuerte cuando yo soy débil
y que eres débil cuando me enfurezco…
De tus regresos guardo una impresión confusa
de pánico, de pena y descontento,
y la desesperanza
y la impaciencia y el resentimiento
de volver a sufrir, otra vez más,
la humillación imperdonable
de la excesiva intimidad.
A duras penas te llevaré a la cama,
como quien va al infierno
para dormir contigo.
Muriendo a cada paso de impotencia,
tropezando con muebles
a tientas, cruzaremos el piso
torpemente abrazados, vacilando
de alcohol y de sollozos reprimidos.
¡Oh innoble servidumbre de amar seres humanos,
y la más innoble
que es amarse a sí mismo!

Los consumidores piden y respondo. Aquí está Jaime Gil de Biedma y uno de los poemas que mejor representan su poesía. Lee el resto de esta entrada »

Posted in Arte, Lenguaje, Poesía | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 14 Comments »

Las rosas huelen mal

Posted by rayuelo en 9 febrero 2009

Las fases de un juego; eso parece la brevísima novela que traigo hoy a colación. La irrealidad, el jugar a ser soldado, la falsa identidad, la cobardía. “Thomas el impostor” (1923), así se llama. Su autor, Jean Cocteau.

Visión paródica de la I Guerra Mundial y por lo tanto polémica: un joven de dieciséis años se hace pasar por soldado fornido para “ayudar” a una aristócrata original a crear una especie de hospital militar en su palacio destartalado. Thomas, un impostor de tomo y lomo, Lee el resto de esta entrada »

Posted in Novela, Sociología | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 6 Comments »

Sobre el cielo de Afganistán…

Posted by María en 30 enero 2009

Visto que la entrada “amistosa” no triunfó exactamente por ese tema y pensando que será un buen debate vamos a tocar muchos temas con un texto buenísimo. La novela es muy reciente (“Cometas en el cielo” del 2003), el autor afgano-estadounidense, biólogo (como Alfredo al que hoy brindamos un grandísimo felicidades) y médico; su nombre: Khaled Hosseini. Él y su familia sufrieron la invasión soviética en Afganistán, algo que le marcó profundamente, yo no sé si era sensible o no, pero sé que hay cosas en la vida que te hacen ser sensible a golpe porrazo:

¿Me has oído? ¡Nos vamos a América!
Abrí la puerta. Entré en el baño. De pronto me encontré de rodillas, gritando. Gritando entre dientes. Gritando hasta que pensé que se me rompería la garganta y me estallaría el pecho. Posteriormente me contaron que cuando llegó la ambulancia aún seguía gritando…
(…) Estoy dirección al este. Entonces recuerdo que llevo quince años sin rezar. Hace mucho que he olvidado las palabras. En este momento me doy cuenta de que Baba estaba equivocado, de que Dios existe, de que siempre ha existido. Lo veo aquí, en los ojos de la gente de este pasillo de desesperación. Ésta es la verdadera casa de Dios, aquí es donde los que han perdido a Dios vuelven a encontrarlo, no en la masjid blanca, con sus resplandecientes luces con forma de diamantes y sus elevados minaretes. Dios existe y así tiene que ser, y voy a rezar, voy a rezar para que me perdone por haber traicionado, mentido y pecado con impunidad y por volver a Él sólo en los momentos de necesidad; rezo para que sea tan misericordioso, benevolente e indulgente como su libro dice que es. (…)
Escucho un lloriqueo y me doy cuenta de que es el mío, de que las lágrimas que ruedan por mis mejillas dejan mis labios salados. Siento fijos en mí los ojos de todos los presentes en el pasillo y sigo inclinándome hacia el este. Rezo. Rezo para que mis pecados no se hayan apoderado de mí como siempre temí que lo hiciesen” (Págs. 354-355).

Lee el resto de esta entrada »

Posted in Actualidad, Novela, Religión | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 11 Comments »

Una historia de amistad

Posted by rayuelo en 28 enero 2009

Me vas a responder a dos preguntas -dice el general, inclinándose también hacia delante: habla casi entre susurros, de una manera confidencial-. A dos preguntas que tengo planteadas desde hace décadas, desde que te espero. A dos preguntas a las que solamente tú puedes responder. Ya veo que crees que quiero preguntarte si aquella mañana, en la cacería, tuviste de verdad intención de matarme, o si sólo fue imaginación mía. Al fin y al cabo, no ocurrió nada.(…) Veo que también crees que la otra pregunta sonaría así: ¿fuiste amante de Krisztina? (…). Pues no, amigo mío, estas dos preguntas ya has respondido.(…) No te formulo esa pregunta, porque sé con absoluta seguridad que aquella mañana tu intención fue matarme. No te lo digo como una acusación, más bien me das pena. (…) ¿Qué puedo hacer con los secretos corrompidos de una casa de soltero, con la podredumbre de un adulterio, con los viejos secretos de alcobas de aire viciado, con los recuerdos de unos ancianos muertos o a punto de morirse?(…). Sería vergonzoso, indigno de ti y de mí, indigno del recuerdo de nuestra infancia y juventud, de nuestra amistad. (…) ¿Qué importan, al final de la vida, la verdad y la mentira, el engaño, la traición, el intento de asesinato o el asesinato mismo, qué importan dónde, cuándo y cuántas veces me engañó contigo, con mi mejor amigo, mi esposa, el único y verdadero amor de mi vida, mi única y gran esperanza, Krisztina?…

Hay cosas inexplicables en la vida de un amante de la literatura, el por qué de que la obra de Sandor Marai estuvo restringida, olvidada, proscrita hasta hace bien poco. Está la explicación sencilla Lee el resto de esta entrada »

Posted in Historia, Novela, Política, Psicología | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 16 Comments »

Las aves

Posted by rayuelo en 26 enero 2009

Casi, casi al final de “Las aves” (415 a. C), de Aristófanes, Prometeo, un traidor a ojos de Zeus por haber hecho entre otras cosas que los mortales conocieran el fuego, llega y se presenta al protagonista, que responde al nombre grieguísimo de Pisthetairo. Le dice que para salirse con la suya debe pactar con Zeus su matrimonio con Soberania. Pisthetairo no sabe quien es esa gentil-dama…

“una bella joven que administra el rayo de Zeus y todo lo demás, la prudencia, las buenas leyes, la moderación de astilleros, los insultos, el habilitado del juzgado, hasta los tres óbolos del jurado…”

No sabía nada Prometeo. Lee el resto de esta entrada »

Posted in Cine, Sociología, Teatro | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 5 Comments »

El ser total

Posted by rayuelo en 19 enero 2009

Fernando Pessoa dijo una vez: “El corazón, si pudiese pensar, se pararía”. Quizá por ello, para él, la poesía no era absolutamente un trabajo intelectual sino un desgarro.

 

Lo miro con la incomodidad de la cabeza torcida 
y con la incomodidad de una alma que mal entiende.
Él morirá y yo moriré.
Él dejará el letrero, yo dejaré versos.
Y un día morirá el letrero y también mis versos.
Después morirá la calle donde estuvo el letrero, 
y la lengua en que fueron escritos los versos.
Morirá después el planeta girante en que todo esto sucedió.

 

El poema fue escrito (alrededor de 1920) Lee el resto de esta entrada »

Posted in Filosofía, Lenguaje, Periodismo, Poesía | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , | 4 Comments »

Herodes

Posted by María en 6 enero 2009

[HERODES] [Solo.]

¡Quín vio numcas tal mal,

sobre rey otro tal!

Aún non só yo morto,

ni so la terra pusto!

¿Rey otro sobre mí?

¡Numcas atal non vi!

El seglo va a çaga,

ya non sé qué me faga;

por vertad no lo creo

ata que yo lo veo.

Venga mío maiordoma

qui míos haveres toma.

[Sale el MAYORDOMO.]

Lee el resto de esta entrada »

Posted in Actualidad, Historia, Lenguaje, Política, Psicología, Religión, Teatro | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 5 Comments »